Descubre por qué la madera para arquitectura sostenible es todo un éxito

Leer el artículo destacado forward

El desarrollo sostenible es una de las preocupaciones más importantes de nuestro tiempo, y la arquitectura y la construcción no son ajenas a esta realidad. La madera nos aporta soluciones y tiene múltiples propiedades positivas para nuestro entorno.

La arquitectura en el siglo XXI está muy preocupada por la sostenibilidad. El cambio climático es una realidad que nos incumbe a todos; la crisis energética nos obliga a pensar en nuevas formas de plantear y construir las edificaciones de nuestro entorno. Hay muchos retos que afrontar, y una arquitectura que se define como sostenible es aquella que se preocupa por aprovechar los recursos naturales y reducir al máximo el impacto medioambiental. 

Hay muchas formas de hacerlo, y una de ellas es cuidar la elección de materiales. Entre las propiedades que definen a un producto como sostenible es su capacidad de aislamiento para templar las temperaturas calurosas en verano y las frías en invierno con el mínimo consumo energético: no debe ser tóxico ni emitir gases o sustancias nocivas, y cuanto mayor sea su vida útil mejor para nosotros. Hay un material que cumple todas estas condiciones y se plantea como un elemento clave en la nueva arquitectura y construcción: es la madera.

La madera en arquitectura y construcción: por qué nos gusta

La madera tiene unas cualidades que la convierten en excepcional para su uso arquitectónico. Es un material que consume menos cantidad de energía cuando se procesa en relación a otros. La resistencia y la dureza la definen, y cuenta con una absorción acústica que crea un gran confort entre los habitantes del hogar, al detener las ondas de sonido. La madera tiene una vida útil mayor que la del hormigón o el acero y una buena reacción ante el fuego, que se puede mejorar con tratamientos ignífugos

La clave de la madera como material sostenible en arquitectura es que es un sumidero de  CO2. Esto significa que absorbe dióxido de carbono, algo necesario ya que tenemos que reducir los niveles de CO2 para no dañar aún más la capa de ozono del planeta. Se plantea la madera como material no solo de revestimiento sino también estructural, para levantar construcciones que no emitan gases de efecto invernadero, como sí lo hacen el cemento o el acero.  

Además de todo esto, la madera tiene un gran abanico de posibilidades decorativas, porque el cuidado del medio ambiente no está reñido con el acabado estético, por supuesto. Y ahora que ya sabes que la madera para arquitectura interior es una apuesta de futuro, queremos contarte por qué desde Garnica nos preocupamos por crear un modelo sostenible para fabricar nuestros tableros contrachapados. 

Garnica: Contrachapado de madera para una arquitectura sostenible

En Garnica nos preocupamos por el origen de los materiales y el cuidado del medio ambiente. Usamos madera con certificación sostenible proveniente de plantaciones; materias primas locales y de proximidad a través de un modelo de producción basado en la sostenibilidad. Frente a la importación de maderas tropicales, nosotros empleamos madera sobre todo de chopo, pino y eucalipto de plantaciones europeas en España y Francia en su mayoría. 

El chopo es nuestra especialidad, y se trata de un gran aliado contra el cambio climático. Es una de las especies que más CO2  absorbe, con una media de 22 toneladas ha/año, y destaca por su rápido crecimiento y labor purificadora de aguas. Los tableros elaborados con madera de chopo son grandes captadores de dióxido de carbono y devuelven a la atmósfera valiosas cantidades de oxígeno. 

La cultura de la economía circular y el residuo cero también está integrada en la compañía. Buscamos la reducción de los desperdicios y apostamos por un modelo productivo “lean”, basado en la mejora continua e integrando los subproductos dentro de los procesos o dándoles salida para otros usos. El resultado es un catálogo de tableros contrachapados de chopo y otras especies que cuentan con los mayores estándares de calidad y sostenibilidad, reflejados en sus certificados PEFC, FSC, ISO 9001 e ISO 14001. 

Si quieres ampliar información, puedes contactar con nosotros y trasladarnos todas tus dudas. No olvides que elegir madera es una apuesta ganadora para cualquiera de tus tareas y, además, con ello demuestras compromiso por el medio ambiente. 

< Categorías
Puede que te interese