Factores de calidad que aportan rentabilidad al cultivo del chopo

Leer el artículo destacado forward

El futuro de la populicultura es prometedor, siempre que seamos capaces de dar al mercado lo que éste demanda: madera de calidad.

Este tipo de madera es la que sin duda aporta una elevada rentabilidad tanto al productor como a la industria transformadora. A través de la calidad, -factor diferenciador-, la industria tiene la posibilidad de competir en unos mercados cada vez más globalizados y competitivos. 

Los factores que a su vez definen la calidad de la madera de chopo se pueden resumir en:

- Estabilidad: o lo que es lo mismo, conseguir madera que no se raje o que no genere “repelo” en el torno al ser desenrollada. (Este factor está ligado a la elección del clon y marco de plantación adecuados al terreno de nuestra parcela).

- Rectitud: obtener madera sin torceduras que impidan un desenrollo en trozas largas, próximas a los dos metros y medio. Esto es lo que demanda la industria del desenrollo y fabricación de tablero industrial. (Este factor está ligado a la elección del clon y marco de plantación, así como a los trabajos de poda de formación en los primeros años de vida de nuestra chopera).

- Ausencia de nudos: es muy importante lograr madera podada en tiempo y forma para obtener trozas rectas y sin nudos en al menos los primeros tres metros del tronco, en los que tenemos el 40% del valor total del árbol, y así poder obtener “caras” o chapas libres de nudos. (Este factor está ligado a la realización de podas adecuadas en tiempo y forma en los primeros años de vida de la chopera, y adecuados al desarrollo de la misma para no provocar su posterior rebrote).

- Rendimiento: éste se consigue al obtener madera recta, cilíndrica, estable y de un diámetro adecuado para lograr la cantidad y calidad de chapa necesaria para la fabricación. (Factor éste muy ligado a la elección del clon y marco de plantación, así como a la realización de unos trabajos de poda adecuados).

< Categorías
Puede que te interese